Mi?rcoles, 07 de noviembre de 2007
Imagen

Justo cuando el alma se me ahoga en el desconcierto, sueño con vos, dormida, despierta,
como buscando refugio en tus brazos,
donde mi inconsciente me salvaguarda de tu presencia.
No secaste mi llanto,
no estás en mi lista de esperanzas, aunque me enfermo en encontrarte.
Ya suman mil quinientos los problemas de mi cabeza,
pero no estás para abrazarme,
me dijiste que no querias lastimarme,  que ibas a cambiar...
Cuando será el día que pueda confiar en mi,
para dejarte sentado en un banco, y despedirme con un beso frio,
dejandote pensando en las cosas que perdiste vos, no yo.
Humedezco mi cuerpo, escribiéndote que me abraces fuerte,
de esos abrazos donde el momento no importa, donde las horas no cuentan.
Un abrazo donde pueda sentirme querida. Te extraño tanto...
Necesito olvidarte

Tags: Reflexiones

Publicado por otro_garrick @ 16:30  | REFLEXIONES
Comentarios (0)  | Enviar
Comentarios